Expectación en la feria Bread & Butter por su vuelta en enero a Barcelona

Las marcas participantes en el Bread & Butter (B&B), considerada una de las ferias más importantes de ropa urbana y que se celebra esta semana en Berlín, han recibido con expectación y algunas dudas la noticia de su regreso a Barcelona en enero de 2015.



En declaraciones a Efe, David Dalmau, uno de los hermanos fundadores de Custo Barcelona, calificó de "buena noticia" la vuelta del evento a la capital catalana y destacó la importancia de su celebración, porque "ayuda a dar a conocer la marca y a ver las sensaciones de los clientes".



En la misma línea se manifestó Isabel Alegret, responsable de comunicación y marketing de Desigual -también natural de la ciudad condal-, que llevó una colección "mediterránea" para la primavera-verano de 2015 a la feria berlinesa, centrada en esta edición en el carnaval de Brasil.

"Estamos encantados porque para nosotros es como jugar en casa; a ver cómo la acoge el público", declaró a Efe.

El Bread & Butter se ha convertido en un expositor exclusivo para profesionales que aprovechan grandes y pequeñas firmas del mercado español, unas veinte en esta edición, para captar potenciales compradores internacionales.

Junto a las empresas españolas, la estadounidense Dickies elogió la elección de Barcelona, que será "una excusa" para ir a la feria, al ser una ciudad "muy atractiva" para todos los europeos, opinó Íñigo García, encargado del área de marketing de la división Streetwear de esta marca a nivel europeo.

No obstante, otras empresas no vieron con buenos ojos el traslado, como la británica Londsdale, que se mostró "sorprendida" por la noticia y no entendía las razones que han llevado a los organizadores del Bread & Butter a tomar esta decisión.

"Ahora mismo la situación económica en España e Italia no es buena y no creo que vaya a favorecer a mi empresa", aseguró a Efe Geurt Schotsman, gerente de la marca en Europa.

Karl-Heinz Müller, máximo responsable de Bread & Butter anunció ayer al inaugurar la feria que el evento volverá a Barcelona -la ciudad que la acogió durante cuatro años, entre julio del 2005 y enero del 2009-, del 8 al 10 de enero del 2015.

La edición estival continuará, como hasta ahora, en el antiguo aeropuerto de Berlín-Tempelhof.



Leer más: