LOS MOOC EN LA EDUCACIÓN DEL FUTURO

Si hace diez años alguien nos hubiera dicho que podríamos asistir a un curso en Harvard o en el MIT de forma gratuita, nos hubiera costado creerlo. Pero así se definen los MOOC (Massive Open Online Courses): cursos masivos, sin tasas y con un alto nivel de calidad en los contenidos que avalan prestigiosas universidades.

La Fundación Telefónica ha elaborado un informe en el que se recoge la trayectoria de este tipo de formación on-line y los retos a los que se enfrentan, ya que generan grandes expectativas y una gran potencialidad para la forma en la que vamos adquirir conocimientos en el futuro.

¿Qué son los MOOC?


Los MOOC se diferencian de cualquier otro tipo de formación on-line en que son gratuitos, avalados por prestigiosas universidades y se imparten gracias a plataformas específicas. Los contenidos se ven enriquecidos por otras herramientas a través de las cuales se comparte el conocimiento. Son capaces de trascender a otras redes sociales, los cursos en ocasiones generan grupos en Facebook donde se sigue debatiendo y compartiendo información de forma que se crean comunidades con intereses comunes.

¿Cómo surgen los MOOC?

El movimiento open que aparece a finales del siglo XX como contraposición a la propiedad intelectual favorece muchos ámbitos y también el educativo. En el año 2002, el MIT (Massachusetts Institute of Technology) lanza a través de una página web cincuenta cursos gratuitos que son los precursores de los MOOC. Pero el momento inaugural lo constituye el curso Connectivism and Connected Knowledge (CCK08), impartido en 2008 por Stephen Downes y George Siemens de la Universidad de Manitoba, en Canadá.

En el año 2011, dos profesores de la Universidad de Stanford (California) fundan Coursera, que es hoy por hoy la mayor plataforma de MOOC en el mundo. La colaboración entre las dos universidades más prestigiosas del planeta, Harvard y el MIT, dan fruto a la plataforma Edx en el año 2012. En el mundo de habla hispana, el primer puesto se lo lleva la plataforma MiríadaX, una iniciativa de Universia y Telefónica Learning Servicies que comenzó su andadura a principios del 2013. Pero este tipo de cursos no son solo exclusivos de las universidades. Plataformas como Udemy han sido desarrolladas por empresas privadas y ofrecen un perfil de cursos más enfocado al desarrollo de habilidades.

La temática de estos cursos está relacionada principalmente con la ciencia y la tecnología, las ciencias sociales, los negocios o las humanidades. La rápida capacidad de adaptabilidad de los MOOC por sus características los hacen preferidos como recursos de difusión en aquellas materias que están en continuo cambio.

Los niveles de participación tanto de alumnos como de universidades han ido aumentado de forma espectacular. En el caso de Coursera en tres años ha conseguido más de siete millones de usuarios. Edx aglutina a cuatro millones de usuarios, Udemy dos millones y MiriadaX más de 600.000.

En el estudio también se analiza los retos a los que se enfrentan este tipo de formación tan popular. A pesar del gran número de usuarios, la tasa de culminación (aquellos que finalizan el curso) no supera el 13% en el mejor de los casos. Suscitan nuestra curiosidad, nos apuntamos, vemos alguna clase, participamos un poco en los foros pero finalmente abandonamos. El reto está en hacer atractiva la culminación del curso y ello pasa por que los MOOC tengan un reconocimiento oficial de créditos o el prestigio suficiente para incluirlos en el CV.


Te animamos a que busques el MOOC que necesitas en este momento. ¿Desarrollar una habilidad?, ¿saber algo más sobre un tema?, ¿estar a la última sobre las novedades en un campo? Apúntate y disfruta de la educación gratuita, de calidad y desde tu ordenador.