Black Remedy: café y gastronomía en el corazón de Barcelona


‘Black Remedy’ se puede considerar la cafetería de toda la vida, pero con un toque de rebeldía. Y es que la familia Ascaso, con tres generaciones de expertos en café a sus espaldas, firma un local único en pleno Barrio Gótico de Barcelona. Un lugar en el que desconectar y relajarse con lo mejor de dos mundos: café y gastronomía.
La cuidada carta de ‘Black Remedy’ presenta propuestas saludables, como ensaladas, clásicos como los sándwiches de la casa, brunches con influencias de chefs internacionales y, por supuesto, el que está llamado a ser el mejor café de la Ciudad Condal: tostado en Barcelona y seleccionado para disfrutar de sus matices.
‘Black Remedy’ apuesta por el slow food bajo la batuta del chef Adrián Lobato. Aquí las carnes siguen un proceso tradicional japonés en el que las carnes se ahúman durante 14 horas, previo paso por un proceso de maceración que dura entre dos y tres horas. No hay prisa si se busca la excelencia.
La carta se completa con dulces y bollería caseros. El complemento perfecto para un local decorado por Jordi López y Marcelo Abigador, y que cuenta con algunos bestsellers en su carta como el pulled pork (cerdo ahumado y salsa barbacoa), el pastrami (con cebolla caramelizada, rúcula y mostaza en pan rústico), el philly cheese steak sándwich (finas tiras de culata de ternera, cebolla caramelizada y queso wiz) y por supuesto el café más vendido, el slayer espresso.